Web columna: Voz Plural…

Web columna: Voz Plural…

La primera columna de Pluma Volátil
_________________________________________
 
 
 
Por: Carol Camacho Medina. Periodista. Buena gente. Fanática de Messi
_________________________________
 

     

 Voz Plural debuta en nuestra lineas como la primera web columna en nuestro sitio. En este breve espacio de la palabra comprometida, más que denuncia, nos urge darle oportunidad a la crítica sana, sin corta pisas ni condicionantes, porque entre la justicia y la injusticia solo separa a los hombres de bien los valores y esos nunca son negociables.

Escuálidas elecciones 
 
El mejor termómetro para el medir la satisfacción del gobierno comenzó en casa, no hay que ser erudita en la investigación de medios, ni analistas de indicadores  de opinión pública para reconocer el marcado abstencionismo en las pasadas elecciones del PSUV, en un país donde las colas son ya un lugar común espacial, los colegios fueron testigos mudos del fracaso electoral más mediático en Venezuela, solo desolación y ausentismo se percibió en las urnas Rojas. La gran mayoría de funcionarios públicos se atrevieron a hacer silencio gritando NO a la convocatoria, esta vez no funcionó las fotografías, las amenazas, las llamadas de recordatorios de las misiones y las dádivas gubernamentales para decir NO al llamado partidista. Hasta la irreverencia de llegar el lunes al trabajo con su dedo intacto recogió los más ácidos comentarios en torno a la debacle electoral, no importan los números, aunque la abstención superó todos los miedos, lo cierto es que esta vez, los escuálidos no son  los opositores, el signo de la derrota se colgó el traje rojo.
 
País al detal
En los tiempos de mi abuela, las fallas de las despensas se resolvían en la bodega de la esquina. Éramos nosotros los niños, quienes emocionados asumíamos las compras al detal de una cebolla, un cuarto e kilo de queso, un cubito, una papeleta de “culey”, 3 cucharadas de onoto, una papa y hasta un polito e mantequilla, hasta que llegase la quincena para ir a los supermercados donde los carritos daba gusto, orgullo y emoción transitarlo durante una hora y más. La despiadada inflación venezolana, el descarado alto costo de la canasta básica y la agobiante faena del bachaqueo  tiene a los zulianos (amargados, depresivos y agresivos) estirando el presupuesto para medio comer. O hacemos colas o trabajamos, he allí el detalle, la gente anda buceando las bolsas de supermercados para orientarse con los puntos cardinales de las mantas guajiras donde hay para atormentarse la vida si alcanzan los 300 para adquirir los regulados (ya no tan regulados) y no morir en el intento de un infarto al miocardio a  48 grados de temperatura en el SAMBIL DE LA PULGAS, donde todo lo no encontrado sin hacer magia lo encontramos. El corazón del pueblo está atrofiado de tanto comprar al detal y en toda relación afectiva….amor con hambre no dura ni madura.
 
Gaza en Venezuela
Es doloroso visualizar las prácticas bélicas vividas en la tierra sagrada por cuestiones de posesión terrenal, en las vertientes de la teología religiosa se debaten la crítica y las razones de tanta sangre derramada por vértices y límites fronterizos.  La franja de Gaza es junto con Cirjordania, el escenario que simboliza a  Palestina, una guerra político religiosa que lleva miles de años tiñendo de sangre el Oriente Medio, desde que el 8 de julio se reactivó el conflicto armado, la Organización de Naciones Unidas (ONU) registra un total de 320 muertos en la zona. Quizás se pueda debatir o no la justificación de una guerra en cualquier país a la luz del siglo XXI, lo que no se puede negociar en la vida ante desencuentros netamente humanos y en donde la razón debe ser el franco ejercicio entre los grandes gobernantes. En Venezuela la desbocada inseguridad recoge solo los fines de semana la terrible cifra de más de 300 muertes en manos de la violencia, la triste contradicción es no encontrar en los lugares fríos ni carne ni pollo, pero si contabilizar en las cavas refrigerantes de las morgues Venezolanas miles de cadáveres que pasan a engrosar las más altas cifras de muertes en nuestros país, no vivimos la guerra por razones de historia, la guerra es la impunidad y la inseguridad de convertirnos en cifras mudas de un censo policial.
 
La política emergente
En Venezuela el desaliento por las opciones políticas está perfilando nuevos escenarios  de participación, la triste y celebre MUD solo quedó para el olvido y la decepción, los partidos tradicionales cavaron su tumba ante la inercia y la patética participación en las mesas de PAZ, que solo fueron comidillas de todos quienes solo nos quedaba eso creer en una posible DESPOLARIZACIÓN  y encuentros plurales  por construir una sociedad más justa y progresista. Las cadenas de encuentros entre el gobierno y la  enMUDecida  oposición, solo quedó para quitarles las caretas a TODOS los políticos de esta hipotecada Venezuela,  en esa fiesta de disfraces  solo estaban negociados sus cuotas de repartición del poder y del botín. No importa la inflación, la escasez, la inseguridad, los cortes de  Luz, la sequía natural, la sequía moral y  la sequía intelectual, lo importante es mi zona de confort político y los contratos regionales, municipales y locales, los políticos de esta quinta república ( Azules y Rojos ) están desgatados y con olor a moho y estiércol. Los nuevos escenarios deben gestar desde y con las comunidades el poder emergente de la nueva política sin colores pero con todas las voces, un país plural y que geste la sinergia en cada encuentro socio-cultural, un país decente y ético, un país solidario…donde el verbo siempre  se conjugue en nosotros.
_____________________________
Carol Camacho Medina. Periodista-Historiadora
Twitter:  @Caroltoscana
_____________________________
@Rska
@PlumaVolatilWeb
BBM: 79646906
BBM Channels: C00293BAE
Instagram: @rska27
_____________________________

 

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Do NOT follow this link or you will be banned from the site!